Los bomberos rescataron a víctimas en 188 accidentes de tráfico en 2016

Efectivos del Consorcio Provincial de Bomberos de Valencia intervinieron en 2016 en 932 servicios relacionados con accidentes de tráfico y tuvieron que rescatar a personas en 188 de ellos, lo que equivale al 13,4%, según los datos facilitados por este servicio.

Además, en el 71,27% por ciento de los casos, los efectivos del Consorcio llegaron al lugar del accidente en menos de 15 minutos, aunque el promedio de llegada fue de 13 minutos y en algunos otros de menos de cinco.

Durante 2016, el mes que registró más accidentes con víctimas atrapadas en vehículos fue mayo, con 22 accidentes, seguido de octubre (20 accidentes) y julio y septiembre (19).

Por días de la semana, los días en el que se registraron más accidentes fueron los domingos (con 31), seguido de los lunes y martes (con 20 accidentes).

El presidente del Consorcio Provincial de Bomberos de Valencia, Josep Bort, ha comentado que la atención a víctimas en accidentes de tráfico es una de sus principales obligaciones. “Desde el Consorcio seguimos formando a nuestros bomberos e invirtiendo para que nuestros equipos estén completamente actualizados”, ha añadido.

“Desafortunadamente, los bomberos de la provincia tienen que atender accidentes con víctimas casi cada dos días, por lo que hemos de poner los medios para poder ayudar a los ciudadanos cuando nos necesitan siempre en el menor tiempo posible”, ha afirmado.

 

Los bomberos usan el procedimiento vigente

 

El procedimiento de Actuación de Rescate en Accidentes de Tráfico del Consorcio Provincial de Bomberos de Valencia está vigente desde el año 2011. Según este protocolo, la recepción de un aviso de accidente de tráfico con personas atrapadas implica la movilización de una Bomba Urbana Pesada o autobomba (que lleva un cabo y tres bomberos) y un vehículo Unidad de Personal y Carga (UPC) con un sargento. En el caso de que haya dos o más personas atrapadas, el servicio se amplía con un segundo BUP, con otro cabo y otros tres bomberos.