Mario Soares, el presidente de Portugal que hizo historia, ha muerto

 

 

El ex primer ministro de Portugal Mário Soares ha fallecido este sábado a los 92 años de edad en Lisboa, según ha confirmado un portavoz del Hospital de la Cruz Roja de Lisboa, donde llevaba ingresado desde el pasado 13 de diciembre por una indisposición.

Soares, autoproclamado “socialista, republicano y laico”, defendió estas ideas desde sus tiempos de estudiante de Historia y Derecho en la Universidad de Letras de Lisboa en los que inició su actividad política contra la dictadura de Salazar, que le costó 13 detenciones de la Policía política y una deportación a Santo Tomé en 1968 y después, en 1971, su exilio a París, donde fundó en 1973 el Partido Socialista Portugués.

Volvió a Portugal tras la Revolución de los Claveles, el 25 de abril de 1974, donde fue recibido como un “héroe nacional” por una multitud, y fue ministro de Exteriores en funciones, realizando las negociaciones de la independencia de las colonias portuguesas, pero dimitió poco tiempo después. Un año más tarde se convirtió el primer jefe del Gobierno elegido democráticamente en el país.

El diario portugués Público inofrma de la muerte del expresidente Mario Soares.

Luchó como pocos contra la dictadura, fue detenido, se casó en la cárcel, tuvo que abandonar el país. Volvió después del 25 de abril al ser un poco de todo en la política (diputado, ministro, primer ministro, presidente y MEP). Mário Soares, la cara más grande de la democracia portuguesa, murió el sábado a los 92 años, los avances de la Lusa.

Había sido hospitalizado desde el martes, 13 de diciembre en el Hospital de la Cruz Roja, donde ingresó en estado crítico después de una enfermedad. Pasó diez días en cuidados intensivos, donde regresó en la víspera de Navidad, después de un repentino empeoramiento del estado de salud y donde permaneció hasta el sábado.

Cualquiera que busque los últimos 50 años de la historia de Portugal encontrará siempre a Mário Soares: el ataque a la dictadura en la libertad democrática, el escape del comunismo, la opción europea, la estabilidad democrática. Era, en los momentos decisivos, el líder que Portugal necesitaba – y es por eso que hoy el país le debe mucho.

Sus funerales tendrán una duración de tres días, en el momento que se determinen. En los dos primeros el cuerpo está en cámara de postcombustión en la cafetería del Monasterio de los Jerónimos, donde será sacado de su casa en Campo Grande, pasar y detenerse en Lisboa Ayuntamiento. Mario Soares era secular y no se oculta en las demás capillas o será ésta la masa corporal.

El tercer día se debe tomar al centro del claustro de ese monumento, que se llevó a cabo una ceremonia con intervenciones familiares, el presidente, el primer ministro y el presidente del Parlamento, y las acciones del coro del Teatro S. Carlos . A partir de ahí, el cortejo fúnebre va al cementerio de Prazeres, frente al Palacio de Belém, Mário Soares Fundación, la Asamblea Nacional y el Largo do Rato, donde está la sede del Partido Socialista, partido que es fundador.

 

Biografía de Mario Soares

 

Nacido el 7 de diciembre de 1924 en Lisboa, Mário Alberto Nobre Lopes Soares era el hijo de Juan Lopes Soares, ex sacerdote y maestro que fundó la moderna universidad y Elisa Nobre Soares, profesor.

Mário Soares se destacó a principios de la política. Incluso cuando era un estudiante de la universidad (se graduó en Historia y Filosofía de las Ciencias en 1951 y en la Ley de 1957), fue secretario del Comité Central de Matos del general Norton candidatura a la Presidencia en 1949, y sería de 11 años después de la Comisión aplicación del general Humberto Delgado a la Presidencia.

Era parte de varios movimientos de oposición a la dictadura del Estado Novo, que le valió ser arrestado 12 veces por la PIDE, la policía política del régimen. Sirvió casi tres años de prisión y estaba en la cárcel en 1949, que se casó con María de Jesús Barroso. Fue deportado a Santo Tomé en 1968 y dos años más tarde obligado a exiliarse en Francia.

(Lisboa, 1924) Político portugués, presidente de la República entre 1986 y 1996. Estudió Filosofía y Derecho en la Universidad de su ciudad natal. En 1957 fundó el Movimiento de Unidad Democrática. En 1958 formó parte de la candidatura testimonial del general Humberto Delgado a la presidencia de la República, y fue miembro, en 1975, de la Comisión de investigación de su asesinato. En 1964 fundó Acción Socialista Portuguesa. Se presentó a diputado en 1966 y 1969.

En 1970 fue deportado a la isla de Santo Tomé; en 1971, con el cambio de gobierno de Caetano, pudo exiliarse a Francia. En 1973, en Bonn, fundó el Partido Socialista Portugués. Al producirse la Revolución de los Claveles (1974) regresó a Portugal y fue nombrado Ministro de Asuntos Exteriores. En marzo de 1975, el general Vasco Gonsalvez, Primer Ministro, le nombró ministro de Estado sin cartera.

En 1976 fue elegido vicepresidente de la Internacional Socialista (IS) y, desde entonces, mantuvo una activa campaña internacional a favor de los derechos humanos y la defensa de los valores del socialismo democrático que le valió, entre otros, el premio de la Liga Internacional de los Derechos del Hombre y el premio Joseph Lemaire. En el Congreso de la IS, celebrado en Portugal en abril de 1983, fue reelegido vicepresidente de esa organización. En el IV Congreso de su partido, el PSP, celebrado en 1981, en el que se realizó una amplia revisión de los estatutos del mismo, fue reelegido secretario general.