¿Qué es el informe Chilcot?

Tony Blair podría ser el primer miembro del trío de las Azores en responder ante los tribunales por la invasión de Irak en 2003. Y todo gracias a una paciente investigación que  inició hace siete años John Chilcot y que ha estudiado al detalle el papel del entonces primer ministro de Reino Unido y que revela una mala praxis de gobierno por el que podría ser juzgado.

El trío de las Azores justificó la invasión de Irak porque Sadam Husseim representaba una amenaza contra la paz mundial. Poseía armas de destrucción masiva listas para utilizarlas. El informe Chilcot no solo desmonta la justificación, sino que prueba en los 150.000 documentos del propio gobierno analizados, incluida correspondencia privada entre Blair y Bush, que durante los años de la invasión, entre 2003 y 2009, se tomaron decisiones equivocadas y erróneas que pueden ser constitutivas de delito.

179 personas del servicio británico murieron en la guerra de Irak, sus familiares no olvidan y tienen un tremendo interés para poder clarificar la verdad y saber que sucedió realmente. El informe Chilcot está en poder de David Cameron, primer ministro de Reino Unido, a quien le corresponde llevarlo a la Cámara de los Comunes para su debate.

“La guerra pudo provocar la aparición del Daesh”

El pasado octubre, Blair pidió disculpas por su papel en el conflicto bélico y por utilizar información errónea de inteligencia. Además, admitió que la guerra pudo provocar la aparición y expansión del grupo terrorista Daesh. Aunque no es la primera vez que reconoce que hubo errores, si es la primera vez que lo hace de forma tan contundente.

Que Blair acabe en los tribunales no será fácil, y menos si se tiene en cuenta que la última vez que se aplicó esta ley fue en 1806. Entonces, un ministro tory fue acusado de haberse apropiado de fondos públicos.

Habrá que ver, no obstante, cuando y cómo se desarrolla el debate parlamentario. Ya ven, la foto de las Azores sigue dando que hablar.