Los bancos aflojan la presión y el crédito vuelve a circular

Empresas y consumo, salvo hipotecas. Estos son los sectores que se están beneficiando de que los bancos hayan levantado el pie del freno a la hora de conceder un préstamo, según refleja la encuesta sobre préstamos bancarios del 1T de 2016 hecho público por Caixa Research. Es una de las consecuencias de las medidas adoptadas por el BCE para que el flujo del crédito apoye el crecimiento económico en la eurozona.

También ha ayudado a los bancos a abrir la mano el hecho de que la tasa de morosidad continúe con la  tendencia descendente. En febrero, la mora bancaria descendió hasta el 10,1% del crédito y que el programa de compra de deuda privada, entre los que destacan la inclusión de los bonos de aseguradoras, el límite de compra por emisión del 70% y el vencimiento residual de los bonos elegibles, comprendido entre los 6 meses y los 30 años.

Aunque la crisis inmobiliaria siga siendo un lastre en Europa, en los EE UU, este sector da signos de gran dinamismoEn marzo se iniciaron un millón de nuevas viviendas, cifra que se acerca al promedio histórico de 1.300.000 mensuales. Por su parte, el índice de precios elaborado por la Agencia Federal de Financiamiento de la Vivienda creció un sólido 5,6% interanual, lo que ayudará a que la inversión residencial siga siendo un factor importante del crecimiento económico en 2016.

Por otra parte, la coyuntura económica internacional en Japón vuelve a registrar en marzo un superávit comercial. La caída de las importaciones (-15,4% interanual) y la recuperación de las exportaciones a China (que representan un 17,3% del total en yenes) respecto a febrero, por los efectos de Año Nuevo chino, explican la mejora del saldo. Con todo, el panorama exportador está lejos de ser robusto, pues, en términos nominales, las exportaciones todavía se sitúan un 7,1% por debajo del promedio de 2015.