Refugiados en México: más de 35.000 niños detenidos

Más de 35.000 niños refugiados permanecen detenidos en México en centros de inmigración. Más de la mitad llegaron solos al país. Huyen de las maras (pandillas) de El Salvador, Guatemala y Honduras. Pueden llegar a pagar más de 1.000 dólares a los traficantes de personas

Según denuncia Human Rights Whatch en su informe “Puertas Cerradas: El fracaso de México en la protección de niños refugiados y migrantes de América Central”, menos del  1% de los menores son reconocidos como refugiados y pasan más de seis meses en centros de internamiento aislados. “Sobre el papel, la ley mexicana parece proporcionar todas las medidas de protección a los niños que han huido de sus países de origen porque temen por sus vidas”, dijo Michael Bochenek, asesor jurídico principal de la División de Derechos del Niño de Human Rights Watch.

“Las autoridades migratorias de México aprehendieron a más de 35.000 niños en 2015, casi un 55 por ciento más que en 2014, y un 270 por ciento más que en 2013. Según los datos en poder de ACNUR, el número de personas que huyen de la violencia en Centroamérica ha aumentado a niveles que no se conocían desde que la región fue azotada por los conflictos armados en los años ochenta.

 

Crecen un 64% el número de peticiones de asilo de refugiados procedentes del Triangulo Norte de Centroamérica

Solamente el año pasado e aumento de peticiones de asilo en México de personas procedentes de El Salvador y Honduras ha aumentado en un 65% con respecto a 2014. El número de las solicitudes de asilo presentadas por personas que huyen de la violencia en El Salvador, Honduras y Guatemala -“Triángulo Norte de Centroamérica”- subió dramáticamente también en otros países de la región. Costa Rica, por ejemplo, registró 2.203 solicitudes de asilo en 2015 -con un aumento del 176% con respecto a 2013 y del 16% con respecto a 2014- sobre todo a raíz de las llegadas desde El Salvador. Costa Rica acoge actualmente a 3.616 refugiados.

En Belice, país que cuenta con una población de 400.000 personas, se registraron 633 solicitudes de asilo en 2015, con un aumento de diez veces con respecto a 2014. Los otros países de la región, es decir, Nicaragua y Panamá, también están registrando los mismos fuertes aumentos de las solicitudes de asilo de personas que huyen de los países del Triángulo Norte.