Al día, la actualidad en 140 segundos

Al día, la actualidad en 140 segundos

Tenemos nuevo barómetro del CIS, ese estudio sociológico que cada pocos meses se convierte en arma arrojadiza para nuestros políticos. El dato que más ha impactado de todos los que el CIS toma en consideración  ha sido el de la nota que los españoles ponemos a nuestros políticos, en concreto 100 días después de las elecciones autonómicas y municipales. La alcaldesa mejor valorada es Ada Colau que supera los seis puntos, seguida de Manuela Carmena que roza el 6 y Joan Ribó que obtiene un 5,06.

Son los políticos mejor valorados de su ciudad, Carmena supera a Carmona, que tiene un 4,91 y a Villacís que ha sacado un 4,85. Suspensa del todo Esperanza Aguirre con un 2,86. Colau tiene detrás a Alfred Bosch con un 5,18, al anterior alcalde Xavier Trías con un 4,88  y María Jose Lecha, de la CUP, con un 4,5. En esta ocasión no se ha preguntado por los líderes nacionales por lo que no cabe comparación, aunque si nos pusieramos muy tiquismiquis y quisieramos hacerla con los datos del barómetro de julio, Rajoy se quedaba lejos del 3 y Pedro Sánchez rozaba el 4.

Pero este CIS post electoral nos ha dejado más datos, por ejemplo, que los votantes no han visto con buenos ojos los pactos de Gobierno del PP en Madrid o Murcia. El 10’5 % habría querido un Gobierno del Partido Popular en solitario en la Comunidad de Madrid, y un 20 quisiera que Ciudadanos hubiera entrado a formar parte del Ejecutivo. Casi un 30% qusiera un Gobierno de coalición entre PSOE y Podemos.  Exáctamente los mismo sucede en Murcia aunque con distintos porcentajes.

La principal preocupación de los españoles sigue siendo el paro, seguido de la corrupción que baja cuatro puntos con respecto al último barómetro y los problemas económicos en general. Pero entre las principales preocupaciones de los españoles se ha colado la inmigración. Las tragedias en el Mediterráneo, los saltos a las vallas de Melilla y también la crisis de refugiados ha hecho que esta cuestión empiece a preocupar a los ciudadanos españoles.

Y lo que preocupa a los políticos es hacerse con el centro ideológico, la encuesta refleja que la mayoría de los españoles se definen de esta manera, de centro,  así que no es de extrañar que PP y PSOE pugnen con Ciudadanos por el centro derecha y el centro izquierda, ya que el partido de Albert Rivera se disfraza de uno u otro según las exigencias del guión.