Libia, un gran campo de refugiados sirios que no recibe ayuda del exterior

“Habrá millones de negros [inmigrantes] que llegarán al Mediterráneo para cruzar Francia e Italia. Libia juega un papel en la seguridad en el Mediterráneo”. “Somos una puerta hacia Occidente, a través de la cual millones de africanos tratan de ingresar a Europa. Si la situación se vuelve inestable, entonces (…) Libia se transformará en un segundo Afganistán: millones de inmigrantes se dirigirán a Europa, lo cual repercutirá en toda la región del Mediterráneo”. “Ustedes verán a millones de inmigrantes ilegales. El terror está a la vuelta de la esquina”.

Proféticas palabras pronunciadas hace cuatro años por Muammar el Gadafi. Ahora, en la mayor crisis humanitaria de refugiados desde la Guerra de Corea, las predicciones se ha cumplido. Según Amnistía Internacional, el ” número de refugiados ‘prima facie’ que tratan de alcanzar la seguridad en Europa por barco ha aumentado significativamente en los últimos dos años.

 

En 2013, el 48% de todas la entradas irregulares y el 63% por ciento de todas las llegadas irregulares por mar a la UE fueron de personas procedentes de Siria, Eritrea, Afganistán y Somalia, países asolados por conflictos y por los abusos generalizados contra los derechos humanos”. Partían mayoritariamente de Libia y Egipto. El fujo, antes del estallido de la crisis, relfejaba una media de 40.000 personas al año. Estas cifras se han triplicado en los últimos meses.

 

rutas inmigrantes

Rutas inmigración de refugiados hacia Europa. i-map Frontex

Libia, la gran puerta de Europa

En Libia, el principal país de partida hacia Europa, hay actualmente decenas de miles de
personas atrapadas en un país inmerso en un conflicto armado interno con rasgos de guerra civil. La seguridad de los inmigrantes es un asunto prioritario para  ACNUR.

Hay más de 37.000 personas registradas por ACNUR solo en Trípoli y Bengazi, y muchas de ellas están viviendo en zonas gravemente afectadas por los combates, sin posibilidad de huir a zonas más seguras a causa de los constantes enfrentamientos. No existe un censo, pero

Secuestros, detenciones arbitrarias, explotación, tortura y malos tratos… son algunas de las denuncias sobre la situación de estos emigrantes que denuncia la Agencia.

Rutas norteafricanas inmigrantes

Rutas norteafricanas para los refugiados

La isla italiana de Lampedusa es el principal destino para la mayoría de los refugiados de Libia. Su cercanía con la costa de ese país, aparentemente la convierte en una ruta de corta distancia para acceder a Europa. 300 kilómetros a través del mar desde Trípoli.

En el último año, más de 13.000 personas han llegado a la isla. Pero no son todos los que intentaron la travesía. Para varios miles han encontrado la muerte en esta franja del Mediterráneo. Precisamente, fue un naufragio ocurrido el 3 de octubre de 2013 el que despertó la conciencia de Occidente. Una barcaza que había partido del Misrata (Libia) se hundió con al menos 518 inmigrantes procedentes de Somalia y Eritrea, y dejó 366 muertos, 155 supervivientes y un número indeterminado de desaparecidos.

Según los supervivientes, la embarcación había pedido ayuda a tres pesqueros y ante su negativa encendieron un pequeño fuego a bordo para permitir ser localizados. El fuego se extendió por el barco que finalmente se hundió.

 

Abdel, marmolista de 37 años y padre de seis hijos, huyó de Alepo (Siria) en dirección a Libia en 2012. Desde este país planifico su salto a Europa. “El contrabandista organizó que nos recogieran y nos llevaran a la playa de Zuwara a mi familia y a mí. Había aproximadamente 300 sirios en el grupo y alrededor de 500 africanos de diversas nacionalidades. Los libios implicados en la operación llegaban a la playa todos los días con armas de fuego y nos aterrorizaban. Vi cómo pegaban a algunos africanos y a algunos incluso los mataron a golpes con trozos de madera y hierro. Los africanos lo tenían peor porque los trataban como si no fueran seres humanos.”

“Cuando nos llevaron a mi familia y a mí al barco más grande -continua el relato de este sirio a Amnistía Internacional-  resultó que el capitán era uno de los pasajeros. Nos hicieron creer que tardaríamos unas seis o siete horas en llegar, pero a mediodía del domingo -24 horas después- aún no habíamos llegado. Estábamos perdidos”. Afortunadamente fueron rescatados por guardacostas italianos.

A la ciudad libia de Zintan, a unos 100 kilómetros del Mediterráneo en el noreste de Libia, llegan cientos de migrantes cada mes, comprobó un equipo de la BBC en abril pasado. Vagan por la ciudad intentando conseguir algún trabajo que les permita pagar el precio del pasaje a Italia, que ronda los 1.000 dólares.

 

Inmigrantes en Libia @BBC

Inmigrantes en Libia @BBC

 

Libia, a diferencia de Grecia o Italia, no recibe ningún tipo de ayuda económica del exterior para atender a los refugiados. Las pocas ONGs que trabajan sobre el terreno son las que se encargan de ellos.