Según la organización WWF España podría padecer “impactos del cambio climático”

La organización conservacionista WWF ha alertado del riesgo de España de padecer sequías, inundaciones y olas de calor y ha comparado a la Península ibérica con el estado norteamericano de California, que lleva “más de cuatro años padeciendo una sequía intensa que ha llevado a la ruina a gran parte de la agricultura del lugar y a tomar medidas sobre el abastecimiento de agua”.

En declaraciones a Europa Press Televisión, la coordinadora de Política Agraria y Desarrollo Rural de WWF España, Celsa Peiteado, ha advertido de que España sufrirá los “impactos del cambio climático” “si no se asegura el buen estado de los ríos, una situación similar a la que está sufriendo California”.

Estas conclusiones se enmarcan dentro de un informe titulado ‘Un grado más, un río menos”, donde la organización alerta del impacto del cambio climático sobre los ríos españoles. Concretamente, remiten a expertos a nivel mundial que ya han pronosticado que “la zona del Mediterráneo será una de las más afectadas”, con un aumento de la temperatura de hasta seis grados a final de siglo en invierno y una disminución de las lluvias de hasta un 20 o 30 por ciento, “lo que afectará a la salud de los ríos, acuíferos y humedales”.

Sin embargo, la coordinadora de Política Agraria y Desarrollo Rural ha afirmado que “afortunadamente” se está “a tiempo” de parar estos efectos y ha indicado tres grandes puntos a tener en cuenta. El primero sería “cuidar acuíferos y humedales” que creen ríos con agua “en cantidad y calidad”.

El segundo iría dirigido hacia el cambio en el modelo de desarrollo rural, “que demande menos agua” y ha subrayado que “el regadío es el sector que más agua consume de España, a pesar de ocupar solo un 15 por ciento de la superficie cultivada”. Además, piden que el país lidere un cambio en el modelo energético, sin subvenciones a las energías fósiles y producirlas de forma renovable”.

Finalmente, WWF España pide al gobierno español que, en la próxima cumbre de París, “lidere una postura decidida frente a la lucha contra el cambio climático y que apueste por un modelo con un cien por cien de energía renovable en 2050″ junto a la paralización de todas las subvenciones a los combustibles fósiles” que harían que las emisiones de efecto invernadero disminuyesen.

Sequías más largas

Además, Peiteado ha explicado que las olas de calor sufridas en España durante este verano parecen apuntar, “y así lo indican las previsiones de los expertos”, a que podrían estar relacionadas con el cambio climático. De forma resumida, estas previsiones explican que con el calentamiento global los fenómenos climáticos van a ser más extremos.

“Más olas de calor, con mayor duración en el tiempo, más inundaciones y, sobre todo, sequías”, ha remarcado. Este último, un fenómeno común en la naturaleza pero que se harán “cada vez más largas en el tiempo”.