Estado Islámico chantajea a Japón con matar a dos rehenes

Los terroristas de Estado Islámico amplian su área de terror y amenazan, por primera vez, con asesinar a dos japoneses secuestrados. En un vídeo difundido a través de internet, el asesino de turno -perfectamente ataviado de negro, como es la costumbre- pone precio a la vida de los dos rehenes secuestrados: 200 millones de dólares como rescate a pagar en las próximas 72 horas. De lo contrario, los ‘ajusticiarán‘.

La escenografía es la misma a la que ya nos tienen acostumbrados: los vídeo/amenazas de Estado Islámico. En medio de un paraje desértico, el terrorista con los dos rehenes vestidos de naranja arrodillados a sus lados, desgrana sus exigencias blandiendo un cuchillo.

Los rehenes han sido identificados como Kenji Goto Jogo y Haruna Yukawa. El terrorista justifica el rescate pedido porque el Gobierno japonés se ha convertido en objetivo de Estado Islámico al apoyar las acciones militares de Occidente contra ellos. “Ustedes donado con orgullo 100 millones de dólares para matar a nuestras mujeres y niños, para destrozar las casas de los musulmanes“, declaró el terrorista.

El autor del video, tanto por su diccción como por su fisonomía, podría ser el yihadista británico que ya ha protagonizado otros vídeos con rehenes secuestrados por el Estado Islámico. Por el momento, las autoridades japonesas no han realizado comentarios sobre la grabación.

El gobierno japonés asegura que no se “doblegará” ante el chantaje del Estado Islámico

La difusión del video por Estado Islámico coincide con la visita que el primer ministro japonés Shinzo Abe efectúa este marte a Israel y los territorios palestinos, en el marco de una gira durante la cual visitó también Egipto y Jordania.

 

El gobierno nipón indicó este martes que no se doblegará frente al “terrorismo“. “La posición de nuestro país (de combatir el terrorismo sin doblegarse) se mantiene”, dijo el vocero del gobierno Yoshihide Suga en rueda de prensa en Tokio.